Con el culo al aire

Crónica del capítulo 1×13 “¿Habrá boda?”


El pasado miércoles terminó la primera temporada, y como hacemos religiosamente cada semana (unas tardamos más, otras menos), os dejamos la que es la última crónica… de la temporada, en el que nuestra cronista Andrea (más tarada que nunca) nos hace un (aún más) divertido resumen de lo que ocurrió en el capítulo de los dos bodorrios.

Pues ha llegado el día. La doble boda ha llegado al camping como fin de fiesta. Menudo colofón. Quizás este último episodio no ha sido el más gracioso (aunque ha tenido algunas escenas en las que se me han saltado las lágrimas del ataque de risa), pero ha tenido un punto emotivo que a mí, personalmente, me ha gustado mucho, sobre todo porque me ha parecido muy acertado, ya que ha sido el último episodio de la temporada. Así que, nada, vayamos con la crónica.

Empiezo con Los Picachurreros y añadidos. Dino llega al bingo en compañía de Javi, que le va echando un sermón (a destacar, si es que los que somos iguales nos reconocemos, xD) donde a Hortensia le falta el 9 para conseguir bingo, que solucionaría lo de la boda. Entonces va y… ¡Sale el 9! Así que padre e hijo se ponen a celebrarlo todo emocionados cuando resulta que es el 6 y, para más INRI, justo después otro tía canta el bingo. Dios, pobrecitos, qué crueldad.

Al día siguiente, mientras desayunan, se están lamentando de la situación (mientras Javi se hace el cola-cao más cargado de la historia), cuando PeluVilma llega súper mega emocionada. Dado el estado de Alicia, Dino toma medidas desesperadas: va a ver a Los marqueses, que disfrutan de lo lindo, que le proponen vender la churrería, eso sí, llevándose ellos un 60% de la comisión y encima que vote para que Bobby se largue. Será posible, qué estafadores.

Javi se echa cuatro cucharadas de ese tamaño.
Como veis, hago análisis exhaustivos y me fijo en las cosas importantes, xD.

A todo esto, PeluVilma y Juana han ido a que la primera se pruebe el vestido de novia, cuando lo encuentran… Sobre Lola, que decide ejercer de Julia Roberts, vamos, darse a la fuga. Es que… También las otras dos, creyendo que con que le dieran la espalda lo iban a conseguir… Bueno, la cuestión es que Lola McBorracha huye y en el camino rasga la falda del vestido, lo que provoca que PeluVilma casi estrangule a Lola, aunque Candela logra aplacarla un poco al ofrecerse a arreglar el vestido.

Por la tarde, en el ensayo en la iglesia, el cura les propone cosas del tipo flores, coro y tal y todos eligen las opciones más caras para estupefacción de Dino y Hortensia, que no ven cómo van a pagar.

Al día siguiente, Dino le da la churrería a Pepelu, mientras Hortensia opina que deberían contarle la verdad a Alicia, aunque Dino no quiere. Están en esas, cuando PeluVilma se presenta con toda la prole tuneada y ven lo de la churrería, aunque Dino acaba salvando el culo al mentir. Lo malo es que entonces llega Dani con el vestido arreglado, donde se ve el escudo del Real Madrid, algo que según Javi es una señal de que la boda está maldita porque Dino y sus tres hijos son del Atleti. Gran argumento, Javi, jajaja.

 El apaño de Dani como que no les mola.
Y soy muy fan de Adam Jezierski en plan: la boda está malditaaaa ò_ó

Encima, Hortensia cada vez está más afectada, así que Javi cree que hay que drogarla para mantenerla controlada. Y, claro, a Dino no se le ocurre nada mejor que darle luz verde. Dios, Dino, ¿es qué a estas alturas no sabes que Javi la va a liar?

De hecho, al día siguiente, le da unas pastillas que le dio un amigo y Hortensia lleva un colocón del quince. Más tarde, Dino y Javi le piden a Dulce Nodoyuna que entretenga a su madre para que llegue tarde y tienen que contarle todo. Cuando Sonso le dice lo de la churrería, Dulce se queja de que no sea una mala persona porque odiarle es muy difícil, xDD. Si es hasta bonito viniendo de ella, xD.

En la iglesia, Dino intenta convencer al cura de que acepte el dinero después de casarles, cuando se marcha a ver si llega Pepelu y deja sola a Hortensia, que acaba confesando lo que sucede. ¿En serio? No me jodas, les deja sin un duro y encima le cuenta la verdad al cura. Pues menos mal que va con buena intención. Al volver Dino, junto a Javi, se encuentran con la papeleta, aunque el cura accede a casarles gratis, eso sí, sin los añadidos de las flores y tal.

Mientras esperan a que lleguen las novias, Javi no pierde comba y se pone a vender un teléfono móvil. Entonces aparece Ángel con las novias y Dulce Nodoyuna, que le explica que Tino le pido que les entretuviera, por lo que Alicia sólo se fija en que lo ha llamado “Tino” y no “churrero grasiento”, lo que en realidad es todo un avance, xD.

Esto es un poco Kill Bill mezclado con Los ojos amorosos.
Lo digo porque una novia casi mata a Dulce… Aunque de un abrazo muy sentido, xD.

Ya dentro de la iglesia, se empiezan a llevar cosas: las flores, la alfombra, la soprano sólo canta “ave”… Por lo que todo el mundo alucina, mientras Dino se hace el tonto para disimular. Incluso se llevan los cirios, por lo que el cura no ve muy bien la Biblia, lo que colma la paciencia de PeluVilma que cree que su madre ha pagado todo y le están estropeando el día. Aunque los niños intentan acallar a Hortensia, ésta acaba contando que perdió el dinero de la boda en el bingo.

De vuelta, en el bar, Los yayos se ponen todo chungos con Dino, exigiéndoles el dinero. Jo, pobrecito Dino, ni que él se hubiera gastado el dinero, contra. En ese momento, llega Pepelu con la poca pasta que le ha dejado la churrería y su comisión, que se lo acaba quedando Serafín que decide celebrar la boda con Juana por su cuenta.

Al ver todo eso, PeluVilma le dice que lo siente mucho y se enfada con su madre, que se acaba echando a llorar. Y el pobre Dino va y la consuela, si es que… Bueno, voy a dejar esa trama ahí y seguir con la de Bobby porque creo que, así, tendrá más sentido.

Richie Rich que, además de llevarse un nuevo desaire por parte de Hulka, tiene que sufrir una votación de si lo echan o no. Richie Rich cuenta con que Hulka diga la verdad, pero ella se escaquea; también con Dino que, debido al chantaje marquesil, vota que se vaya, como todos los demás. El pobre Bobby se ofende, cosa que no me extraña porque, vamos, tras dos años, que lo echen así… Jo, pobrecito.

Bobby haciendo un gran zas! a todos los demás cuando le echan.
Jo, pobrecito, pero si es todo bueno. Es como si hubieran matado a la madre de Bambi, igualito.
Candela sintiendo la culpa. Si es que… Vale que esté enfadada, pero ni siquiera echarle un capote al pobre muchacho a sabiendas que es inocente. Mal, Candela, mal.

Por la tarde, Candela tiene a Dani cosiendo el vestido de PeluVilma, cuando se presenta Richie Rich para darles una camiseta del Real Madrid para que pueda rematar el vestido. Hulka se pone… Bueno, en plan Hulka y Bobby se acaba despidiendo, lo que provoca que Dani se eche a llorar y que Candela cuenta lo de que Bobby dice que es rico y tal; curiosamente, Lola McBorracha le cree y va a verle para decirle que le ayudará a que se quede, yendo a por Chema.

Al día siguiente, Lola McBorracha le dice a Chema que no puede echar a Bobby porque es ilegal, pero Chema ni se inmuta. Richie Rich intenta ponerse duro y no puede, aunque por suerte Lola McBorracha lo hace mucho mejor. Así que acaban encerrados en el bungalow de Bobbie, cuando se presenta Chema con la policía, que le piden la documentación…

Bobby: ¿Cómo que no sabes lo que estoy haciendo? Pues imitar a Joel de Luna.

Entonces, Richie Rich se da a la fuga porque no tiene pasaporte y acaba escondiéndose en la caravana de Lola McBorracha. En esas, llega Hulka de la boda, que echa al guiri sin compasión. Madre mía, se puede ser rencorosa y luego se puede ser Candela, ¿eh? Pero si el pobre Bobby es todo bueno o.o Richie Rich acaba diciendo que se va y Lola McBorracha se despide a su manera.

Por la noche, está escondido en las duchas, cuando ve a Dino (echo mierda tras todo el asunto de la boda) y se ponen a hablar. Richie Rich le cuenta que la poli le busca y Dino le explica que no quería que le echasen, pero que el marqués le había chantajeado el marqués. Cuando Bobby dice que va a huir, Dino le ofrece su casa (ya que se ha quedado sin churrería), lo que emociona al guiri. Dino le cuenta todo lo que le ha pasado a él, así que Bobby le pide el móvil para hacer una llamada porque “va a irse del camping… pero a lo grande”.

Al día siguiente, el desayuno en casa de Los Picachurreros parece un funeral, cuando se oye el himno nupcial y, al salir a la calle, descubren a Richie Rich súper elegante (según Sonso guapísimo) ante un ferrari para llevarles a su boda junto a Los yayos. Ante tal despliegue, Hulka alucina y Bobby le dice que nunca le ha mentido.

Bobby haciendo honores a su mote digievolucionado.
Sonso suspirando por Richie Rich. No, si tonta no es la mujer.

Tras la ceremonia, PeluVilma perdona a su madre y Dino está a punto de adoptar a Bobby, lo que, como bien dice Javi, no es tan difícil. Más tarde, Candela le pide perdón y le explica que nunca había podido confiar en nadie. Entonces va Bobby y explica que para hacer todo eso, ha tenido que negociar con su padre… Y casarse con otra. WTF? ¿Pero qué crueldad es esta? ¿Y me van a dejar así hasta después del verano? Arg.

El WTF? comunitario que sufrió el camping.
Y, sí, creo que pasé por todas esas caras… Salvo la de Jorge, esa es irrepetible, xD.

Y, para acabar, me dejo a mis queridos Gays que han estado más adorables y monosos que nunca y me han encantado :3 Sandra está en su consulta, cuando aparece Ángel súper contento porque ha vendido, increíblemente, una plaza de garaje, lo que le da el dinero suficiente para ir a comer. Cuando va a casa a contarle la buena nueva a Pocoyó, éste está más deprimido de lo habitual por la ruptura con Eli.

Ángel intenta hacerle ver que no podía pretender cambiar a Eli, pero Pocoyó se pone en plan “que estoy muy loco y te hago la comida, a ver si te dejo cáscara de huevo en la tortilla”… Tú sí que sabes amenazar, Pocoyó. Además, Nuria no deja de llamarle, aunque Pocoyó está resistiendo y Ángel le ayuda, lo que le levanta un poco el ánimo.

El problema viene cuando Ángel le comenta lo de la venta y lo de la comida y, claro, Pocoyó deduce que él le acompañará. Por eso, cuando se encuentra a Sandra en su casa, se pone en plan esposa posesiva, xD. Encima Angelito va a marcharse con Sandra tan normal, pero Pocoyó se pone en plan herido: que si le dejan solo, que si será el tío Jorge con miles de gatos… Total, que el chantaje emocional funciona y acaban yendo los tres.

Los caretos de Jorge para chantajear emocionalmente al personal son épicos.
Y ya que en la penúltima captura parezca Marisol, ni os cuento, sobre todo porque no lo pretendía, xD.
Prometo intentar controlarme con las capturas de estos, en serio.

A la vuelta de la comida, Sandra le cuenta lo sucedido a Eli: que no se libran de él, que no tienen intimidad, que conoce todos los gustos de PocoyóEli opina que está saliendo con un chico que son dos (como Ramón y Cajal, xD) y Sandra le explica que Pocoyó está sufriendo mucho porque la echa de menos y tal; lo que pasa es que Eli se ofrece a pegarle un sustillo y Sandra se lo permite.

Total, que Eli se presenta en el bungalow de Los gays para explicarle que Ángel le ha pedido que vuelvan para que Pocoyó los deje en paz; también le dedica lindezas del tipo que es un grano en el culo, que hasta se casaría para huir de él… Y, claro, es que es Pocoyó, el muchacho es sensible y se lo toma muy a pecho. Encima, esa noche Ángel le deja una pelis preparadas y se va a pasar la noche con Sandra, por lo que se lleva una maleta, lo que termina de herir a Pocoyó. A destacar cuando Ángel le pregunta si quiere que se quede, él responde que no, Ángel se larga (como es lógico) y Pocoyó se ofende tanto que acaba llamando a Nuria. NO, eso es malo, Jorge, que no aprendes.

“¡Y se va! Le digo que no y se va.”
Ainss, pobrecito Jorge, si es que su churri no sabe entenderle.

Al día siguiente, Ángel va a llevarle el desayuno a Pocoyó súper emocionado (que el muchacho se sentía mal por haberle dejado así), cuando se encuentra en bungalow vacío… Y una nota. Ángel se aterra, preparándose para lo peor, mientras vemos que Pocoyó está con Nuria en su súper casa con su súper mayordomo. Pocoyó se está deleitando con la idea de seguir con su catering en la cocina de Nuria, pero ésta no cree que sea adecuado que sea cocinero; de hecho, le pide que se vaya a Brasil con ella para ser director financiero.

A la mañana siguiente, mientras se prepara para la boda, Ángel está todo mosqueado porque Pocoyó se ha ido con Nuria y eso que él se ha pasado un año ayudándole. Ángel dice que está aliviado porque “ese egoísta chaquetero se ha ido con otra” y le ha dejado solo y feliz… Ya, ya… Podría ser muy convincente (que tampoco, que no me engañas), cuando va y le pregunta a Sandra que si está bien porque si va a ver a Pocoyó quiere estar perfecto porque no quiere que se piense que se abandona por su ausencia, xD. Seriously, parecen la pareja protagonista de una comedia romántica. Me encanta ^0^

Ángel celoso es genial ^0^

En la doble boda, Ángel llega tarde porque es el chófer de las novias, pero en cuanto se baja del coche va directo a hablar con Pocoyó. Por cierto, qué guapísimos que están los dos trajeados… Arg… Uy, creo que voy a inundar el portátil, voy a por algo de arroz, que absorberá las babas y, de paso, se lo tiro a los novios. Qué práctica que es una, oyes.

Bueno, que me enrollo la parejita están en plan incómodo y amoroso. Pocoyó le pide perdón por irse así, pero Ángel le dice que le ha hecho un favor, que es lo que el primero se imaginaba. Angelito intenta sonsacarle qué tal con Nuria, por lo que Pocoyó le cuenta lo de Brasil y que se va al día siguiente, por lo que Ángel empieza a hacer preguntas así, todo compungido: ¿cuánto te vas? ¿Pasarás por aquí?

jfjfaff0ufqreu… Muero de amor.
Sé que he dicho que intentaría controlarme, pero… Soy débil, ¿vale? xD.

Ángel le pregunta que qué hace con sus cacharros de cocina y Pocoyó se los cede. Se miran muy intensamente, cuando parece que se van a decir algo, pero… Sólo se despiden, así los dos con las gafas para disimular. Qué machotes. He de contar que llegados a este punto, tenía a mi hermana con tal disgusto que tenido que dejar mi vena de fangirl emocionada para consolarla. Que es lo que suele pasar en mitad de una peli romántica, cuando la pareja se separa antes de juntarse definitivamente, xD.

De vuelta de la boda, Eli le pregunta a Sandra si Pocoyó ya les ha dejado espacio y, ante la sorpresa de Sandra, le acaba contando todo lo que le dijo. Sandra le cuenta que Pocoyó ha vuelto con Nuria, mientras Eli se pone a insultarlo como ella bien sabe y decide ir a por él; Sandra, por su parte, lamenta que para una vez que conoce a alguien que merece la pena, se pueda ir a la mierda por echar a su amigo.

Por un lado, Pocoyó está en casa de Nuria echando de menos el camping, mientras ella intenta que deshaga de todo lo relacionado con el camping, incluida la furgoneta del camping. Pocoyó se pone melancólico, recordando, cuando aparece Eli que ha saltado la valla para llevarlo del vuelta. Pocoyó protesta un poco, pero en cuanto la chica le morrea y le propone hacerlo en la furgoneta, él tarda cero coma en aceptar.

Por otro, Ángel está todo triste en el bungalow, sentado en el sofá junto al pijama azul de Pocoyó cuando llega Sandra. Angelito echa de menos a Jorge y se siente tan culpable que cree que las plantas le miran mal y la nevera le dice “mala persona”. Según Ángel, la culpa es suya por no tratarle con suficiente delicadeza. Sandra, al final, le acaba contando lo de Eli y Ángel se cabrea porque “eso no se le puede decir a Jorge“. Ainss, qué protector se pone, xD.

Ángel, melancólico, echa de menos a su churri.
¿Y cómo narices ha podido dejarse Pocoyó su pijama azul? ¡Pero si es parte de su esencia!

Bueno, llama a Pocoyó que le pide que les rescaten porque Nuria les ha soltado a los perros y los tiene encerrados en la furgo. Total, que los otros dos acuden en su ayuda con el siguiente plan: Sandra les entretiene, mientras Ángel va a abrirles la puerta. Eso sí, como según Sandra los perros no atacan si vas desnudo pues… Ángel se despelota. Subidón al ver a Ángel así *0*

Ángel corre hacia la furgo, para estupefacción de Nuria, que debe de ser rara, porque en vez de quedarse eclipsada por semejante cuerpo, le echa a los perros… En alemán. Macho, pobre Raúl Fernández, siempre acaba viéndoselas con nazis.

Que conste que la he puesto para no decepcionar… Vaaale, sí, he mentido cual bellaca, pero todos sabíais que lo iba a hacer, xD. Pero, jo, comprendedme, siete temporadas de El internado pidiendo algo así y al final lo tengo, pues… Me emociono.

De vuelta al camping, justo durante la boda, Eli le dice que pasa de él, que le ha traído por Ángel y que hablen. Éste no está muy por la labor, pero Pocoyó se pone juguetón porque quiere que le diga con palabras, lo que le dice con la mirada. Y, al final, Angelito le dice “te quiero” y Pocoyó “ya lo sé” y justo en ese momento les cae en ramo de la novia, así que Pocoyó, muy dispuesto, intenta besar a Ángel, que se escapa. Joo, ¿otra vez? En serio, ¿otra vez me dejan sin beso? ¡Quiero un beso de los dos, sólo un besito! Que en el primer episodio estuvo a punto de suceder, hoy también, pero nada. ¡Argg, quiero un beso! Pero, bueno, me conformaré con las miradas amorosas, xD.

Yo con esta trama me he emocionado más de lo habitual…
Si algún día se besan, ya no habrá más crónicas porque creo que me dará un perrenque, xD.

Pues con esto acabo las crónicas de una maravillosa primera temporada, que ha sido perfecta en todos los niveles: guión, actores, ambientación, iluminación… Una pasada de serie que me ha hecho reír como ninguna. La voy a echar muchísimo de menos hasta que vuelvan y…

¡Nos vemos en la segunda temporada! =D

(Si no me han metido en la cárcel por obsesa, tarada y desgastar la imagen de los pobre Raules, xD).

PD: ¡El martes que viene Epic Us cumple dos añitos! =) Hemos preparado alguna cosilla, así que estad atentos y si se os ocurre algo, pues, oye, lo comentáis y nosotras ya veremos ;P


Etiquetas:,